La Regeneración urbana avanza en Loja

La regeneración urbana en la ciudad de Loja sigue avanzando, moradores del sector céntrico muestran incomodidad y  malestar porque se extendió el tiempo que se tenía planificado culminar las obras.

Enrique García, jefe de la Unidad Municipal de Regeneración Urbana, indica que en la calle Mercadillo existe una infraestructura antigua para el nicho de redes de energía eléctrica y telecomunicaciones, lo cual ha complicado la colocación de la nueva infraestructura, especialmente en las esquinas.

“El espacio físico en esos sectores no hay como agrandarlo, estamos en una situación realmente muy complicada”, señala el funcionario destacando que a ello se suma la posición de los socios estratégicos del proyecto como la Empresa Eléctrica y la CNT que exigen pozos con exclusividad y no pozos compartidos. 

No obstante, García señala que es prioridad terminar las obras en la calle Mercadillo y en la Azuay para iniciar un nuevo frente en la calle Miguel Riofrío, para lo cual se ha avanzado en la colocación del alcantarillado sanitario por la Av. Universitaria.

Sergio Sánchez Paladines Habitante del sector, indica que el sábado 8 de julio se cumplieron tres meses de trabajos relacionados al proyecto de regeneración, cuando se les dijo que durarían solo hasta fines de junio. Él expresa su malestar debido a que aún después de este tiempo no ven que esté cerca la culminación de las obras que han afectado a sus actividades diarias.

“Los negocios están interrumpidos, la dificultad de entrar y salir de domicilios es evidente y el desperdicio de recursos ni se diga”, comenta  Sergio Sánchez.