Resultado de Operativos De Control en Carnavales

martes febrero 23, 2021

Las instituciones de seguridad, Intendencia, comisarías y tenencias políticas, mediante articulación con la Policía Nacional y Gobiernos Autónomos Descentralizados (GAD),      desarrollaron varios operativos de control durante el último fin de semana y los días de asueto por el feriado para garantizar el orden y el cumplimiento de los protocolos de bioseguridad frente al Covid-19. 

 367 operativos fueron ejecutados, 1.062 establecimientos controlados y 4 clausuras a distintos locales como: una tienda en Gonzanamá, una tienda en Catamayo; un restaurante en Quilanga y un hostal en Loja;  informó el intendente general de Policía,  Jhonatan Valdivieso.

Las personas que se apostaron en los parques y plazas con la intención de beber licor, fueron retirados; en las parroquias Quinara, Malacatos y Vilcabamba se intensificaron los controles frente al consumo de alcohol.

Tras recibir la notificación del botón de pánico la Policía Nacional ingresó a una hostería de Catamayo  ; ya que el propietario fue amenazado con un arma de fuego por alguien que quería obligar a que le vendan bebidas alcohólicas.

Los efectivos  rápidamente procedieron con el retiro del arma y la detención de los involucrados.  Así mismo, en este cantón gracias al trabajo bien planificado de organismos de seguridad y GAD Cantonal se impidió el desarrollo de una fiesta clandestina al retener el equipo de sonido y solicitar el retiro de más de 80 personas.

Acerca de las acciones desarrolladas en el cantón Saraguro, previo a la ejecución del evento de Carnaval que circula en redes sociales; Comisaría dialogó con el propietario de la cancha de vóley para informar sobre la prohibición del evento público y artístico. Sin embargo, el propietario manifestó que el acto estaba autorizado por el cabildo de la comunidad Tambopamba y que no es necesaria la autorización del COE Cantonal. La Comisaria verificó que no existía la implementación de logística en el sector, por lo que procedió a retirarse. A las 20h00 se recibe la alerta de la actividad, Comisaría con el apoyo de Policía Nacional se traslada al sitio y dialoga con el presidente de la comunidad, quien le manifiesta que el cabildo comunal resolvió la realización del evento por lo tanto no se pudo suspender. El evento reunió aproximadamente a 600 personas, destaca Valdivieso.

Al día siguiente la Autoridad se trasladó al sitio y se verificó que es una cancha de vóley con cubierta. Mantuvo un dialogo con el propietario quien ratifica que el acto contó con el permiso del cabildo de la comunidad y que no es necesaria la autorización del COE Cantonal dentro de su territorio indígena.

Se presentó otra alerta en San Lucas y se verificó una cancha con cubierta pequeña en la comunidad de Pichira. “Nuestra intención fue dialogar, pero exigieron el retiro, procedimos a retirarnos y al salir aproximadamente a 300 metros, 30 personas nos rodearon y quitaron los celulares para eliminar evidencia. Se nos dijo que no tenemos autorización para estar en esos terrenos y que hemos violado las normas indígenas”.

La finalidad es que no se realice  este tipo de eventos donde existe aglomeración de personas y violación  al distanciamiento social obligatorio, de esta manera se podrá evitar un colapso en el Sistema de Salud Pública, resalta el Intendente.

+